11
Categoría: Tuba y bombardino|Comentario: 0|Lecturas: 2968|Publicado: 11/29/2020|


5 CONSEJOS PARA VIAJAR CON UNA TUBA O UN BOMBARDINO

En el post de hoy compartiré mi experiencia viajando con la tuba.

Los tubas y bombardinos, junto a los chelos y contrabajos somos los músicos que solemos tener más problemas al viajar con el instrumento.

Esto se debe al gran tamaño de los instrumentos.

Por ello, en el post de hoy quiero compartir algunos consejos que pueden ser de ayuda para que nuestros viajes  musicales no sean se parezcan a la Odisea de Homero. 

Como generalmente viajamos en tres tipos de transportes: autobús, tren y avión. 

Dividiré el contenido de la misma forma:


Autobús


El Autobús o colectivo es el más sencillo de todos ya que dispone de un amplio maletero para alojar el instrumento.

Para este tipo de transporte lo ideal es usar el estuche.
 
Los estuches son mucho más duros y resistentes ante cualquier tipo de golpe.

El problema es que son muy pesados.

Sí disponemos de uno, este irá colocado como  una maleta más.

Aquí habría que estar pendiente de lo que ocurre en las paradas, ya que es un momento donde puede haber problemas o incluso robos.

Recuerdo un viaje de autobús de 12 horas entre Gijón y Sevilla, de camino a los cursillos de de la JONDE en Pilas.

Casi bajaba en cada parada para ver que todo estaba en orden. 

Si no disponemos de escuche, deberemos usar la funda.

Las fundas están diseñadas para facilitar el transporte, pero la protección es mucho menor

En este caso lo mejor es hablar con el conductor.
 
De forma educada hay que advertirle que llevamos un instrumento musical bastante frágil y, que lo ideal sería colocarlo  en algún compartimento separado del resto de las maletas


A día de hoy, los autobuses poseen estos compartimentos donde el instrumento va mucho más seguro

De no existir esta posibilidad,  mi recomendación es colocar el instrumento en la parte trasera del maletero.

Allí suele haber una menor acumulación de maletas.

Y también es recomendable acomodarlo sobre otras maletas.

Así en caso de frenada brusca el instrumento no se mueva en absoluto.

Esto es algo que también podemos hacer usando nuestras maletas  y así evitar que otros pongan sus maletas encima.


Viajes en tren


Viajar en tren con la tuba o el bombardino suele ser también bastante sencillo.

Aquí, la parte más importante es llegar con mucho tiempo de antelación.

La idea es subir al tren lo antes posible.

Esto nos dará ventaja muy valiosa, ya que podremos acomodar el instrumento en el lugar más seguro posible. 

En España tenemos dos tipos de trenes larga distancia, los  Alvia (Velocidad media) y los AVE (Alta velocidad).

En los trenes Alvia, la tuba en Fa, de campana más pequeña sí entra en el porta-maletas superior.

Esto es muy útil, ya que tan solo hemos de encontrar el sitio. 

Lamentablemente las tubas en do, con campanas más grandes no pueden alojarse en este lugar. 

En los trenes  AVE este porta-maletas es mucho más pequeño, por lo que la opción anterior no es válida. 

Aquí tenemos dos opciones

1º - Colocar la tuba en nuestro propio asiento, lo cual nos obligará a ir siempre de píe o, en un asiento libre. 

2º - Colocar la tuba en el espacio que se encuentra entre los vagones y vigilarla  de cerca.

Esta última opción la hice en muchas ocasiones en mis viajes a Hannover, incluso llevando dos tubas, una con la funda, otra con el estuche.

Como podréis suponer, aquí los bombardinos no tienen estos problemas. 


Tubas Vs Aviones


Finalizamos con el medio de transporte más problemático para un músico: el avión.

No miento si os digo que cada vez que entro en una aeropuerto con la tuba a cuestas pienso:

"A ver qué aventura me pasa hoy"

Y es que si viajas mucho en avión con tu instrumento, es seguro que pasarán muchas cosas. 

Durante los años 2006 al 2009, estuve estudiando tuba en Hannover.

Durante este periodo realicé unos 16 viajes al año en avión.

Normalmente llevaba mi tuba en fa, pero varias veces fue con dos tubas.

Como os podéis imaginar, cada viaje era una "aventura".
 
A continuación comparto los aprendizajes que extraje de esta experiencia:


1º - Sí viajas con funda, compra siempre un extra-seat:


Es decir, compra dos asientos, uno para ti y otro para el instrumento.

Es la mejor forma de evitar problemas. (Sobre todo en vuelos de corta duración)

Primero es importante saber qué compañías permiten esta práctica, porque no todas lo hacen o, si lo hacen es en ciertas condiciones.

Seguramente tendrás que pagar más por el asiento extra, pero ya sabemos cómo se tratan las maletas en los aeropuertos… 

Yo lo he volado mucho con Ryan Air y Easy Jet, siendo esta última la mejor para mí.

Iberia y Vueling tampoco me han dado problemas al viajar con tubas, pero  cada uno ha de buscar lo que mejor se adapta a él.  



2º - Flight Case


Las  Flight Case son estuches de gran tamaño y protección, diseñados para el transporte de instrumentos en la bodega del avión.

Aunque no le creas, usar Flight case también es problemático

Asegúrate de que cumple las normas de tamaño y peso de la compañía,  ya que las compañías les gusta aplicar cargos económicos muy cuantiosos.

A esto has de sumarle costes extra para su transporte en taxis o furgoneta, ya que no entra en cualquier maletero. 


3º - Planifica el viaje con mucho tiempo


Esto hará que ahorres mucho dinero, tiempo y preocupaciones

Yo soy muy organizado y eso me ha ayudado mucho. 

Organización y previsión facilitará que todo salga bien. 

4º - Llega muy pronto


En mi opinión esto es un aspecto clave para evitar problemas.

Ya que nos permite tener tiempo para solucionar cualquier tipo de pega que pueda surgir. 

Algunas de ellas son: la tuba no entra por el scanner, asignación de asientos, problemas con el chech-in, etc.

Aquí os dejo una foto de mi tuba en fa pasando por un scanner


Mi recomendación es ir 3 horas antes… y si vais con dos tubas, más aún.


5º  El objetivo es subir a ese avión con la tuba


Aquí entra en juego nuestra actitud, lo cual es muy importante.

Se trata de demostrar que aunque llevamos una tuba no somos peligrosos ni nada parecido.

Por ello es muy importante llevar todos los documentos en regla:  los billetes, pasaporte, maleta, etc. 

También es importante llevar el menor equipaje de mano posible, máximo una maleta pequeña.  

Si cumplimos todos los puntos tendremos muchas papeletas de realizar el viaje en avión de forma satisfactoria.


Resumiendo:

Mi experiencia me dice que el binomio  funda + extra-seat es la forma más cómoda y tranquila de viajar con una tuba.

Hablando siempre para vuelos de corta duración, en nuestro caso, a nivel europeo

También aplicable al bombardinocello.

Sí, es más caro, pero da muucha tranquilidad, respecto a que el instrumento vaya en la bodega del Avión.

Suscríbete a mi lista de correo

Envió mails para estar en contacto con mis suscriptores y les cuento muchas cosas.

                                                SUSCRÍBETE AHORA